Ascensores en Grecia: la exportación como salvación

grecia

La dramática situación económica que está viviendo Grecia ha afectado también al sector de los ascensores. La crisis ha hecho que la construcción sufra caídas pocas veces vistas en la Europa comunitaria y que las empresas fabricantes de ascensores hayan recurrido a la exportación como vía para su supervivencia.

Aun con las exportaciones como estrategia fundamental, fuentes de la industria griega de ascensores explican que el principal problema que afronta el sector es la falta de un mercado interno que sea capaz de apoyar las ventas al exterior, algo que no solo incrementaría el volumen de negocio sino que ayudaría a reforzar la competitividad de los fabricantes griegos en otros países. “Esta situación se ha agravado durante la crisis, ya que la única opción de las empresas de ascensores es apuntar a las exportaciones”, explica Alexandros Psychogios, Director de Marketing y Comunicación de Entranet. Coincide con él Fotini K. Hatziefstratiou, Directora Financiera y Coordinadora de Operaciones Internacionales de Biofial Hydraulics, al calificar la situación de la economía griega como “el período más difícil de las últimas décadas. A pesar de su fuerte presencia internacional, el sector de los ascensores se ha visto muy dañado por la práctica demolición de la construcción en el país”.

El colapso de la construcción

El Instituto Griego de Investigación Económica e Industrial publicó meses atrás su último informe sobre el efecto de la crisis en el sector de la construcción en el país. Según explicó su Director General, Nikos Vettas, el sector de la construcción en 2013 generó alrededor del 4% PIB griego, una cifra muy lejana a la de 2006, cuando su peso era del 11%. Ese descenso ha traído consigo un descenso del empleo en el sector –siempre en relación al cierre de 2013– superior al 51%. La principal causa de ese desplome y de la recesión en la construcción (alrededor del 30%) está vinculada con una caída radical en las inversiones, tanto privadas como públicas.

Sin embargo, aunque la crisis ha reducido la contribución de la construcción a la economía griega en casi un 80%, sigue siendo un sector crucial para el país. Según el mismo estudio, cada euro invertido en la construcción añade 1,8€ al PIB y 0,4€ al presupuesto estatal. Además, se calcula que cada millón de euros producido por el sector constructivo genera 39 puestos de trabajo en la economía, 13 de ellos en el propio sector.

La industria de la construcción griega registró una tasa compuesta anual del -21,55% durante el período 2009-2013, y las perspectivas de crecimiento hasta 2018 seguirán un siendo, cuando menos, “moderadas” debido a las medidas de austeridad exigidas por la troika –el Fondo Monetario Internacional (FMI), la Unión Europea (UE) y el Banco Central Europeo (BCE)– para facilitar préstamos de rescate. Por otra parte, la iniciativa del gobierno a la hora de promover el país como centro logístico y destino turístico atraerá inversiones en los mercados comerciales y de infraestructuras, pero se espera que esas medidas solamente permitan avanzar al sector de la construcción con una tasa compuesta anual del 0,02% entre 2014 y 2018.

Las estrategias del sector del ascensor

Ante un panorama duro por la caída del mercado local, las empresas helenas del sector de ascensores han tenido que ingeniárselas para salir adelante. Pese a que ninguna de ellas ha podido evitar verse afectada por la crisis, las estrategias empleadas –innovación y exportación– parecen comenzar a dar resultados. En Biofial explican que “la orientación hacia la exportación y la internacionalización actúa como un contrapeso a todos esos obstáculos. Además, la flexibilidad tradicional de nuestra empresa nos ha permitido abordar los problemas del modo más eficiente posible”.

Desde Entranet, que también tiene en los mercados exteriores su punto de apoyo, se decantan por la innovación. Si la compañía presentó hace dos años su primer sistema Talk2Lift (el primer dispositivo de reconocimiento de voz del mundo diseñado específicamente para ascensores), Interlift 2015 será el escenario elegido para dar a conocer sus nuevas versiones. “Hoy la empresa está exportando el 100% de su volumen de negocio”, afirman.

Para mantener la presencia exterior, las empresas griegas han contado con el apoyo y la fidelidad de sus proveedores internacionales, así como con el establecimiento de cooperaciones y alianzas estratégicas con clientes y proveedores de todo el mundo. Así, a pesar del inestable entorno económico griego, los principales actores del sector siguen adelante, aunque muchas pequeñas y medianas empresas han tenido que cerrar.

La internacionalización, clave

Entre los fabricantes que sobreviven e incluso crecen se encuentra Doppler, una compañía que destina más del 95% de su producción a los mercados exteriores. Su balance recoge un incremento de la facturación del 6’85%, aunque el dato sobre el mercado local es muy significativo: en 2014 facturó en Grecia 793.000 euros, mientras que el año anterior, ya con la crisis instaurada en el país, sus ventas habían sido de 1’86 millones de euros. Desde Doppler afirman que este dato “demuestra explícitamente que las exportaciones son la única solución para la supervivencia y el crecimiento de la empresa”.

Tres cuartos de lo mismo ocurre con Entranet. Alexandros Psychogios sostiene que “la internacionalización es una gran oportunidad para una empresa innovadora como la nuestra, que se dirige a mercados de alto nivel de vida y que aprecian la calidad”, como Estados Unidos, la Unión Europea, Canadá y los Emiratos Árabes Unidos. Aunque la exportación se configura como la vía de escape para las empresas griegas, es un proceso que no puede improvisarse, y solo las compañías que tenían esa vocación internacional antes de la recesión están en condiciones de afrontar las devastadoras consecuencias de la crisis con ciertas garantías de éxito. Fotini K. Hatziefstratiou, de Biofial, explica que pese a todo “la mayoría de la industria griega del ascensor fabrica productos premium de gran calidad, fiables y capaces de competir en los mercados más exigentes”. En este sentido y pese a las bondades teóricas de la diversificación hacia los países emergentes, la responsable añade que “no siempre es posible penetrar en ellos con el nivel de innovación y calidad que se fabricamos”.

El informe completo, en la edición en papel de Ascensores y Montacargas

Check Also

thyssenkrupp mirador más alto de alemania

Thyssenkrupp Elevator inaugura el mirador más alto de Alemania

Thyssenkrupp Elevator inauguró el pasado sábado el mirador más alto de Alemania en su Torre …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + 18 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies